GIMNASIA PARA BEBÉS. MOMENTOS ESPECIALES EN FAMILIA

Cuando nace nuestro bebé, todo cambia. Nuestra rutina diaria se trasforma y en ocasiones, sobre todo los primeros meses, nos vemos algo desbordados. Queremos encontrar momentos exclusivos para disfrutar de nuestro hijo/a pero en ocasiones lo tenemos algo difícil. (tomas, baños, etc)

A estos momentos “intensos” se une el interés y la preocupación acerca de si lo estamos haciendo bien, si estimulamos adecuadamente a nuestro bebé o si su desarrollo está siendo óptimo. Pues bien los grupos de gimnasia para bebés pueden ser una forma divertida donde consultar nuestras dudas y obtener las herramientas adecuadas para favorecer el desarrollo de nuestro pequeño/a.

Cuando el bebé nace, todo su movimiento es global y la mayoría de sus reacciones posturales son reflejas. Conforme pasan los meses, el bebé va aprendiendo a moverse de forma distinta; Primero sera capaz de controlar su cuello, luego su espalda y tronco y finalmente sus extremidades (brazos y piernas).

Los ejercicios propuestos en las clases de gimnasia para bebés les ayudarán a formar su esquema corporal, favorecerán su equilibrio, fortalecerán su espalda, brazos y piernas y estimularán sus sentidos. La parte física no es la única que se verá favorecida, ya que será el momento ideal para “parar” y centrarnos en exclusiva en nuestro bebé, con lo que el vínculo afectivo entre madre/padre e hijo/a se verá reforzado fomentando vuestra relación a través de caricias y juegos.

Generalmente los grupos se dividen en edades de 0 a 6 meses y de 6 a 12, separando así la etapas de suelo, perteneciente a los bebés más pequeños, y la etapa motriz, en la que los bebés más grandes ya son capaces de desplazarse, ya sea gateando o dando sus primero pasos. A partir de que el bebé comienza a caminar, se establece el último grupo de los “mayores” de 12 a 18 meses, en esta etapa los juegos de equilibrio e imitación a través de canciones son los protagonistas.

Por tanto, siempre en función de la edad del bebé, se realizan distintos ejercicios. En un grupo de bebés muy pequeños el masaje, la presentación de distintas texturas, la estimulación visual/auditiva y el fortalecimiento de cuello y espalda serán los objetivos principales. Cuando vamos avanzando en edad, la posición de sentado, la manipulación, el gateo o el equilibrio, entre otros, cobrarán mayor importancia.

En nuestra Unidad llevamos a cabo esta actividad todas las semanas, así que si te interesa compartir un ratito con tu bebé dentro de un ambiente divertido y acogedor no lo dudes y ponte en contacto con la UDIAT.

 

 

About the Author :

Deja un Comentario

ESCRIBE LO QUE BUSCAS Y PRESIONA ENTER